Asking for it
Louise O´Neill


Es principio de verano y Emma O´Donovan, de dieciocho años es guapa, feliz y segura de sí misma.

Una noche, hay una fiesta. Todo el mundo está allí.
Todos los ojos sobre Emma.

Al día siguiente, se despierta en el porche delantero de su casa.
No sabe cómo ha llegado hasta ahí.

No sabe por qué está adolorida.

Pero todos los demás sí. Fotos tomadas en la fiesta muestran -con gran detalle- lo que le pasó a Emma la noche de la fiesta.

Pero a veces la gente no quiere creer lo que está justo delante, especialmente cuando la verdad tiene que ver con los héroes de la ciudad.

(La sinopsis "oficial" en español no existe así que he tenido que traducirla yo del inglés)

OoOoO

Lo primero que tengo que decir es que no quería para nada leer este libro. Leí el argumento y pensé "esto va a ser realmente desagradable". Todavía no he decidido si me arrepiento de haberlo leído o no. De todos modos no tenía opción. Es el libro que las de mi grupo de lectura aquí en Irlanda escogieron. La escritora, Louise O´Neill, es irlandesa y el libro ahora mismo es un bestseller aquí, por eso si al final te interesa, puede que tengas que esperar un poco para tenerlo en español.

Supongo que la sinopsis así de primeras, puede provocarte dos cosas. O bien te repele desde el primer momento (que es un poco lo que me pasó a mí). O te siembra esa curiosidad y esa incertidumbre sobre cuál es el final de la pobre Emma O´Donovan (que también me pasó ;).

Al principio del libro (hasta que llega el día de la famosa fiesta) te da a conocer un poco como es nuestra protagonista, su vida con sus amigas, en el colegio, su familia, etc. Emma es una chica muy guapa, el problema quizá es que es demasiado consciente de ello. Es aplicada en los estudios y tiene tres mejores amigas, a las que no trata demasiado bien en mi opinión. En la fiesta toma demasiado alcohol y lo que no es alcohol, y se acuesta con un chico. Después se va a otra fiesta con "unos amigos" y lo siguiente que sabemos es que se despierta al día siguiente porque sus padres se la encuentra con el vestido al revés y sin ropa interior tirada en la puerta de su casa. Emma no se acuerda de absolutamente nada de la fiesta, hasta que descubre la página de facebook con las fotos.

Creo que no hace falta que de demasiados detalles sobre las fotos, solo diré que a ella se la ve totalmente expuesta y además hay otros cuatro chicos presentes, y lo más importante, ella está claramente inconsciente. Ella trata de esconderlo pero una profesora del colegio pilla a otras alumnas mirando las fotos y se lo comunica a sus padres. Ella le pide que no lo haga, pero la cosa es más complicada, la policía debe involucrarse al estar enfrentándose a un posible caso de violación.

Aquí llega algo muy frustrante, durante todo el libro ella parece defender a los chicos, a los mismos que le sacaron fotos, incluso declarando cosas a su favor. Un año ha pasado y la vida de Emma se ha venido abajo por completo. Tiene que ir a terapia, parece que su familia se está rompiendo... Pero eso no es lo peor lo peor viene ahora, y es la polémica que le da título a toda esta historia. Hay bastantes opiniones con respecto a este tema. Sigue recibiendo todos los días mensajes con insultos o con apoyo de asociaciones feministas de gente que ni siquiera conoce. Los medios de comunicación y demás afirman que las chicas de hoy estás "asking for it"(pidiéndolo), que ella lo estaba pidiendo. Y la respuesta al cómo atreverse a decir eso, está apoyada en la vestimenta de las chicas cuando salen de fiesta, lo que consumen y cómo se comportan. Personalmente decir que lo están pidiendo me parece en cierto modo justificar que se abuse de una chica. Nadie "está pidiendo" una violación. Sin embargo qué hipócrita sería de mí no reconocer que suelo pensar siempre en cómo se visten las chicas de mi edad no de manera demasiado aprobatoria. Pero desde luego afirmar que alguien "lo está pidiendo" me parece una vergüenza.Lo que hunde todavía más en la miseria-si cabe- a Emma. Parece imposible escribir mi opinión sobre el libro sin dar mi opinión con respecto a la situación. Lo que más molesta de toda la discusión es que en algún momento se dude de que ella sea la víctima. De que se justifique. De que se defienda a los chicos. Es indignante. Y una de las cosas más tristes es como cambia el trato con sus padres, que tampoco parecen estar de su lado del todo. 


El libro a pesar de ser desagradable, pero es imposible que no lo sea, creo que estaría bien que tanto chicos como chicas lo leyesen. Sería una buena lección. Sobretodo darte cuenta de cómo de frágiles comos, y como podemos causar estragos tan irremediables en las personas, la crueldad adolescente, es realmente tan difícil de creer. 

La cosa es que mientras lees el libro, yo por lo menos, estás incentivado por esa sed de justicia, de que ya que no se puede cambiar nada, al menos se haga justicia, para traerte un poco de paz mental. Porque al final era lo único que la autora podía hacer para darle un final "feliz" (si puedes denominarlo así) y hace exactamente lo contrario. Cosa que por un lado me ofendió, pero por otro lado entendí que le daba un final más sincero y realista. Y quizá si te deja la historia de Emma sin cerrar es más difícil que te la saques de la cabeza, y en consecuencia, que reflexiones. La novela en sí tampoco tiene un final, simplemente termina.

Como conclusión, probablemente recomendaría este libro porque parece necesario ser consciente de todo lo que puede pasar. Sobretodo a adolescentes, a ambos chicos y chicas. Pero eso sí siendo consciente de que lo que vas a leer no es cuento ni mucho menos, y que aunque Emma es un personaje ficticio, todo podría ser real perfectamente.





Leave a Reply

Traductor